Recetas complementarias: natillas caseras y helado de leche merengada


He estado buscando muchas recetas de natillas, y me sorprendía que la mayoría no llevaran vainilla. Yo siempre he pensado que las natillas eran de vainilla, no de canela y limón.

Al final encontré esta receta en Pequerecetas, que por lo menos lleva azúcar avainillado. No les he puesto la típica galleta encima porque quiero probar a en el último momento añadir pedacitos de oreo, como las que venden en los supermercados.

Y claro, después de hacer la receta me he quedado con cuatro claras de huevo con las que no sabía que hacer, y he recordado que hace años hice helado de leche merengada y sólo utilicé las claras. Así que he buscado una receta de este helado, que he encontrado en Objetivo Cupcake y he hecho las dos. Los ingredientes son prácticamente los mismos, así que no hay problema de que te falte algo.

No he podido esperar a que se congele del todo para hacer la foto,
soy así de desesperada. Pero es que así, a medio hacer, está riquísima.

Para hacer las dos recetas te hará falta:

1'5 litros de leche (yo para estas cosas siempre la uso entera, no nos vamos a poner light a estas alturas)
azúcar: 300 gr para el helado y 4 cucharadas para las natillas
azúcar avainillado: 1 cucharada
maizena: 1 cucharada
2 ramas de canela
piel de dos limones y unas gotitas de zumo
canela en polvo

Para hacer las natillas:
Poner a hervir medio litro de leche con una rama de canela y la piel de un limón. Cuando empiece a hervir, retirar del fuego y esperar a que temple. En un cuenco mezclar las cuatro yemas, el azúcar, el azúcar avainillado y la maizena. Mezclarlo todo y volver a hervir. Ponerlo en 4 cuencos (me ha dado para cuatro natillas) y espolvorear canela por encima. Cuando ya no esté caliente se puede meter a la nevera.

Para hacer el helado:
Poner a hervir durante 5 minutos un litro de leche con 250 gramos de azúcar, una rama de canela y la piel de un limón. Después hay que esperar hasta que esté frío para el siguiente paso. Batir a punto de nieve las cuatro claras que nos han sobrado, con unas gotas de zumo de limón y 50 gramos de azúcar. Colar la leche y mezclar con las claras con cuidado de que no bajen. Ya se puede meter al congelador. La canela en polvo yo prefiero ponerla en el momento de servir.


1 comentarios:

golosolandia postres dijo...
6 de abril de 2013, 3:57

mmm que buena pinta! yo tambien preparé unas natillas caseras para mi blog y me han quedado genial ,aunque sonun pelin diferentes, un saludo

Publicar un comentario